Juegos

Juego de laq goma

 Juegos populares de la infancia en Castilruiz

 



Saltar a la comba               
Canciones:                              
           Al cocherito leré…                              
           me dijo anoche leré…  
           que si quería leré… 
           montar en coche leré…  
           La una, la otra, la cara de idiota 
          que tiene…                              
          A la una, a las dos, a las tres de la mañana 
          se levanta el panadero con sus calzones de pana… 

 

Saltar a la goma
Una goma elástica se la colocaban dos niñas a distintas alturas: tobillo, rodilla, cintura, cuello…  Juego de laq goma
y otra niña saltaba a ambos lados de la goma, haciendo diferentes cruces entre ella con los pies,
sin quedar enganchada.
(Si no había niñas, se podía jugar enganchando en dos sillas.)

 

 

 

 

 

Repringue
La conocida rayuela. Se dibujaban unos cuadros en el suelo con un trozo de yeso. Se ponía una losa y
había que ir pasándola con el pie de un número a otro sin que se saliera del cuadro. 

Juegos repringue

Al escondite en el pórtico (mixto)
Un grupo la quedaba y otro grupo se escondía mientras el primero, contra la pared, contaban en alto hasta una cantidad
(veinte, treinta…). Entonces, tenía que ir encontrando a quienes estaban escondidos. 

                                                                                                                                                                                                                                                                                                        

Al burro (mixto)                                                                                                                    
Juego muy utilizado en los recreos de la escuela. Se ponía alguien agachado y comenzaban a saltar por encima; una vez hecho,
quien había saltado se agachaba y seguía la ronda. 
Juego burro

 

Al patalbote (mixto)
Se escachaba una lata o bote. Se echaba a ver quién la quedaba. Entonces se tiraba el bote tan lejos como se podía. Mientras iba a
buscarlo quien la quedaba, el resto se escondía. Cuando quien la quedaba volvía con el bote al lugar de origen, comenzaba a buscar
a quienes estaban escondidos. Cada vez que descubría a alguien corría al bote y decía: «una, dos y tres, por fulana/o es». Así hasta que
descubría a todo el mundo. Tenía que cuidar de que alguien no llegase antes al bote y gritara «salvatis», pues ello significaba que toda
la gente pillada quedaba libre y comenzaba de nuevo el juego. (Solía jugarse al anochecer.) 

 

Andar con botes (mixto)Se cogían unos botes de hojalata, se les hacían unos agujeros en la parte de abajo y se pasaban unas cuerdas.
Con ellos se andaba como si fueran zancos.

Juego andar con botes

A los bolos
Son las clásicas canicas. Se salía de gua (un hoyo en la tierra). A una distancia como de un metro se hacía un pequeño promontorio,
llamado chotis, en el que se ponía el bolo al que iba a pegarle quien salía. Se le daba tres veces, diciendo sucesivamente «chiva»,
«pie» y «tute», y se tiraba a meter a gua. Si no le daba, era quien tenía puesto el bolo en el chotis quien iba a pegarle (por ello
convenía medir la fuerza con la que se tiraba, pues si no le dabas convenía quedarte lejos). 

 

Al coto    
Canciones de juegos 
          Pase misi,
          pase misápor la puerta de Alcalá.
          La de adelante corre mucho,
          la de atrás se quedará. 

 

          Al jardín de la alegría
          quiere mi madre que vaya
          para ver si me sale un novio
          de los mejores de España… 

 

          La chata guereguela gui gui gui
          como es tan fina trico trico tricomo
          es tan fina lairó, lairó, lairó… 

 

          Estaba la pastora larán larán larito
          estaba la pastora cuidando el rebañito
          con leche de sus cabras larán larán larito
          con leche de sus cabras hacía los quesitos. 

 

          A la zapatilla por detrás tris tras
          ni la ves ni la verás tris tras
          mirad parriba que caen judías
          mirad pabajo que caen garbanzos… 

 

          Al polvorón que estás en mis manos
          en mis manos está el polvorón
          adivina quién lo tiene, quién lo tiene…